Lecciones de la Vida

Home  >>  Trabajo en Equipo  >>  Lecciones de la Vida

Lecciones de la Vida

3
Aug,2015

6,878

Leía pensamientos y dichos relacionados a las lecciones que nos da la vida, es curioso pero cualquiera que leas “te pega”, y eso sucede porque las vivencias genéricas del ser humano son parecidas, nos caemos, nos levantamos, volamos, soñamos,  procrastinamos, vivimos la incoherencia, la verdad, la mentira, etc. entonces nos damos cuenta que felizmente somos seres imperfectos con diferentes umbrales de tolerancia a la frustración que nos permita ver todas las lecciones necesarias para seguir el camino, pero en lo que nuevamente coincidimos todos es en que “lo malo” o “negativo” nos resta mucha energía y esto no nos permite disfrutar los logros y éxitos obtenidos, por más pequeños que a nuestro parecer sean.

Desde que nos levantamos en la mañana tenemos un nuevo día por delante, asumamos que es un nuevo nacimiento después de la reencarnación del día anterior, entonces tenemos la oportunidad de aprender de los errores de tu “vida (día) anterior” y obviamente buscar conseguir lo que ayer no pudimos, desde lo material hasta lo sentimental y espiritual; nadie está libre de tener un día “para el olvido” pero mi recomendación es que antes de “olvidarlo” anotemos las cosas que nos pasaron y en qué contexto; al día siguiente y ya sin el dolor, amargura, ira o nostalgia de lo sucedido podemos revisar esta lista y en un acto de reconocimiento real analizar que hicimos y que cosas diferentes podremos hacer para que no repitamos los eventos que no nos gustaron.

Con lo anterior no propongo volvernos absolutamente racionales, lo que propongo es que activemos la memoria de hechos, igual fluyamos en nuestros actos desde la capacidad de discernir pensando el nuestro bien y el de los demás, tomando en cuenta que algunas decisiones que tomemos no serán gratas para otras personas pero mientras estén basadas en la verdad y el respeto, serán decisiones trascendentes para nuestras vidas.

Reaccionar ante eventos frustrantes o no previstos convirtiendo el dolor en ira, lo único que conseguiremos es dañarnos profundamente, cada minuto es tan importante e irrepetible en una vida que no vale la pena detenerse a odiar, el perdón cuenta siempre como una alternativa, perdonar no es olvidar, es recordar sin dolor.

Deseo que tengamos una semana de paz y mucha luz para que nuestro brillo aclare las mentes obscurecidas por el rencor y el dolor y convirtamos la tristeza en alegría, contemos desde ahora cuantas sonrisas logramos “arrancar” cada nuevo día que tengamos la dicha de vivir.

¿Te gusto este post? Compártelo:

6,878 Comments so far:


    Fatal error: Allowed memory size of 134217728 bytes exhausted (tried to allocate 11498123 bytes) in /home/content/p3pnexwpnas05_data03/02/3115802/html/wp-includes/class-walker-comment.php on line 196